Menu

Con críticas a Macri, Alberto Fernández defendió el acuerdo con el FMI: "Nos garantiza seguir creciendo y no quita derechos"

  • Escrito por Prensa

albertofernandez3
El Presidente aseguró que "la comunidad internacional nos ha acompañado" para que el Fondo Monetario apruebe la refinanciación de los 44 mil millones de dólares que tomó el gobierno anterior. "Pagar sin un acuerdo era imposible y no pagar nos conducía a un default", afirmó

Con críticas a Mauricio Macri, el presidente Alberto Fernández defendió esta noche el acuerdo que Argentina firmó con el Fondo Monetario Internacional para refinanciar los 44 mil millones de dólares de deuda, al destacar que le "garantiza (al país) seguir creciendo y no quita derechos".

Con un hilo de 11 tuits publicados en su cuenta personal de Twitter, el jefe de Estado también resaltó que la refinanciación del préstamo tomado por su antecesor en la Casa Rosada "por primera vez en la historia, con la aprobación del Congreso y con apoyo de trabajadores, empresarios, organizaciones sociales y gobernadores de nuestra Patria". Lo dijo en momentos en que la interna en el Frente de Todos con el sector que lidera la vicepresidenta Cristina Kirchner está en su punto más tenso, precisamente, por la aprobación de esa ley que autorizó al Gobierno a pactar con el FMI.

"Pagar sin un acuerdo era imposible. Solo este año debíamos afrontar pagos por 19.000 millones de dólares. No pagar nos conducía a un default que irremediablemente paralizaría el crecimiento de la economía argentina", destacó Alberto Fernández, quien inició los mensajes con un fuerte cuestionamiento a la gestión de Cambiemos: "En 2018 el gobierno de Mauricio Macri y sus aliados de Juntos por el Cambio tomó la mayor deuda de la historia con el #FMI y la cargó en las espaldas de generaciones de argentinas y argentinos".

Alberto Fernández aseguró que ese préstamo fue tomado "después de haberse endeudado con acreedores privados por una suma que superaba los 100 mil millones de dólares. Con la excusa de levantar ese pasivo, tomó la deuda con el FMI, pero en realidad la mayor parte de esa nueva deuda terminó derivándose a la fuga de capitales. Con los dólares recibidos no quedaron reservas, no se construyeron hospitales, escuelas, puentes o rutas. Todo se esfumó en manos de especuladores y con la pasividad del gobierno de entonces".

En ese sentido, el Presidente defendió las gestiones que llevó adelante el ministro de Economía, Martín Guzmán, ante el Fondo Monetario: "Después de dos años de negociaciones, alcanzamos un acuerdo con el FMI que, tras aprobarse en el Congreso Nacional, hoy fue aprobado por el directorio de aquel organismo. Los compromisos que asumimos con el pueblo argentino nos garantizan seguir creciendo, aumentando la inversión en obra pública, creando empleo formal, promoviendo la inversión social, educativa y en ciencia y tecnología. Este acuerdo no quita derechos. No propicia reformas laborales ni jubilatorias. Tampoco dispone reformas estructurales en el Estado".

Las declaraciones de Alberto Fernández se produjeron luego de que el propio FMI confirmara la aprobación del nuevo programa financiero con la Argentina y oficializara la refinanciación del crédito Stand By de 2018, por USD 45.000 millones. El organismo realizó un primer desembolso al Tesoro argentino este viernes, por USD 9.650 millones. Con ese dinero, el Gobierno podrá cubrir los USD 2.800 millones de vencimientos con el FMI de la semana próxima.

Sin embargo, y pese a los elogios que prodigó Alberto Fernández al acuerdo, la directora gerente del organismo Kristalina Georgieva alertó que el programa cuenta con "riesgos excepcionalmente altos" por la guerra en Ucrania, y anticipó que el acuerdo económico podría necesitar "recalibraciones tempranas", para recalcular metas y objetivos. Además, habló de la necesidad de un "amplio consenso político y social".