Menu

Municipalidad de Santa Fe

Cantos de sirena dirigidos a la CGT

  • Escrito por Página 12


El ministro de Producción, que asumió la conducción de Trabajo devaluado a secretaría, anunció su intención de mantener "canales de diálogo" con la central sindical. Antes, el triunviro Carlos Acuña pronosticó una medida "contundente".

El ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica, anunció que el Gobierno convocará en los próximos días a la CGT y luego a otras organizaciones gremiales "para mantener un canal de diálogo" con las centrales sindicales que confluirán en un paro general convocado para el 25 de septiembre. Aunque está en duda si el compromiso de Sica de habilitar en el último trimestre del año la discusión entre sindicatos y empresarios que firmaron paritarias con "cláusula gatillo y de reconversión", alcanzará para descomprimir la conflictiva situación laboral. Unas horas antes del anuncio del ministro, el triunviro cegetista Carlos Acuña señaló que los tiempos para mesas de diálogo sin soluciones se acabaron: "Tuvieron más de 20 días para empezar a dar respuestas y no las dan. Inevitablemente vamos al paro. El resultado de esta medida de fuerza va a ser contundente. No solamente por la organización de los gremios sino porque el estado de la sociedad es deprimente", afirmó. Al cierre de esta edición, en la sede de la calle Azopardo aseguraban que no habían recibido ningún convite.

Como parte de la nueva estrategia de comunicación del Gobierno, Sica fue uno de los voceros de la reunión del reducido gabinete ministerial. "Hoy nos juntamos a la tarde con el ministro (sic) Triaca para estipular, esta semana, las reuniones con la CGT y distintas organizaciones gremiales en las próximas semanas, para mantener el canal de diálogo fluido", dijo Sica a los periodistas acreditados en Casa Rosada.

"El hecho de que Trabajo no siga siendo ministerio no desvirtúa el esfuerzo que se vino desarrollando hasta ahora", se justificó Sica ante la consulta sobre la devaluación del ex ministerio de Trabajo convertido en Secretaría, que sigue en manos del ahora secretario Jorge Triaca. De todas maneras, Sica trató de darle otra dimensión a la cartera que conduce. "Ahora el ministerio tiene una mirada más abarcadora de lo que es la cadena de valor", dijo y agregó: "En el mundo ya no se separa lo que es industria, servicios, agropecuario y trabajo. Las mesas sectoriales, que es un instrumento que venimos utilizando hace dos años, nos aproximaron a esa metodología, que es mucho más potente".

Sica no confirmó el motivo de la convocatoria a las centrales sindicales pero hizo un guiño al reclamo gremial de "paritarias permanentes". "Todos los gremios que firmaron acuerdos de paritarias lo hicieron con cláusulas gatillo o de reconversión, y entre septiembre y octubre las partes deberían volver a sentarse a negociar. Nosotros vamos a seguir acompañando el trabajo de los empresarios con los sindicatos en un marco de paritarias libres", aseveró.

Antes del anuncio de Sica, uno de los triunviros cegetista daba su opinión sobre la relación de la central sindical con el Gobierno. "Uno tiene un mandato para que el Gobierno revierta situaciones. No pueden decir que uno no da posibilidades. Tuvieron más de 20 días para empezar a dar respuestas y no las dan. Inevitablemente vamos al paro. El resultado de esta medida de fuerza va a ser contundente. No solamente por la organización de los gremios sino porque el estado de la sociedad es deprimente", sostuvo Acuña del sindicatos de estaciones de servicios, en una entrevista al programa "A los botes", de Futurock.

"Siempre estamos abiertos al diálogo, se ha visto desde que asumió el Gobierno. Pero si no se ejecutan las políticas a favor del sector trabajador, de la industria nacional y en defensa del poder adquisitivo y los salarios, las mesas de diálogo no sirven para nada. Todo el mundo pide un cambio de rumbo en la política económica del Gobierno", señaló Acuña sobre la política dialoguista de la CGT y la falta de soluciones.

Tras el anuncio del ministro Sica de convocarlos, el triunvirato que conduce la CGT no realizó ninguna declaración. Por la noche, desde la central subrayaron que todavía no les había llegado ninguna invitación.