Menu

Municipalidad de Santa Fe

El Oratorio del Cementerio Municipal recuperó su brillo

  • Escrito por Prensa

Tras un arduo trabajo artesanal, se inauguró este lunes la puesta en valor de la construcción. El intendente José Corral, felicitó a los arquitectos, artesanos y obreros que llevaron adelante la intervención. Se trata de jóvenes de las Escuelas de Trabajo y de cooperativas, también de empleados y profesionales del propio Municipio.

El intendente José Corral llegó este lunes hasta el Cementerio Municipal para dejar inauguradas las obras que se llevaron a cabo en el Oratorio, lugar que fue recuperado por hombres y mujeres de la ciudad que trabajaron arduamente para ponerlo en condiciones.

Se trató de una labor denodada por parte de profesionales y trabajadores tanto municipales como de las Escuela de Trabajo y de las cooperativas. Un informe del Cecovi (Centro de Investigación y Desarrollo para la Construcción y la Vivienda, de la UTN Santa Fe) certificó que el Oratorio no corría riesgo estructural ni de derrumbe y que podía ser restaurado completamente. La inversión destinada para su puesta en valor fue 3,5 millones de pesos y demandó varios meses porque la intervención fue artesanal en todo sentido.

Esta mejora en un lugar tan caro a los sentimientos de los santafesinos, se suma a la puesta en funcionamiento de la Sala Velatoria del Cementerio Municipal, inaugurada por el intendente José Corral en agosto. Se trató de una iniciativa impulsada desde Concejo Municipal y que también se enmarcó en el Plan Integral de Desarrollo para ese lugar, entre otras acciones.

Cambio en el Cementerio

"Felicitamos a los trabajadores, a los chicos de las Escuelas de Trabajo, de las cooperativas y a los profesionales del municipio, además del personal de planta que hicieron esta verdadera reconstrucción de un elemento patrimonial como es el oratorio del Cementerio", manifestó con orgullo el intendente de la ciudad, José Corral.

En esta línea, agregó: "Es un trabajo en equipo que nos da mucho orgullo porque esta construcción que imita edificaciones clásicas del Vaticano, estaba muy deteriorada. Era una imagen de lo que ocurrió en todo el Cementerio durante décadas, donde hubo una falta de inversión, una falta de cuidado que llevó al derrumbe del pabellón 126 que nos angustió tanto", recordó.

Fue allí cuando señaló que "veníamos trabajando y ahora podemos decir que ya hace varios años que venimos en una recuperación integral en los aspectos de administración, de gestión y también edilicios", y luego enumeró: "Se duplicó la cantidad de hornos crematorios porque hay también un cambio de práctica de las personas y es una necesidad, además de reducir aquellos pabellones que estamos demoliendo porque están en peligro estructural y ahora la recuperación de este Oratorio".

También se refirió a los sectores que tenían peligro de derrumbe y que por estudios de la UTN debieron ser demolidos: "Hoy muchos de esos lugares se transformaron en espacios verdes dentro del propio cementerio, lo que le da calidad"; y valoró que se recuperaron varios panteones ubicados en el acceso principal del Cementerio gracias a una administración más ordenada, que permitió además ponerlos a la venta. "El Cementerio es un lugar muy valioso para los santafesinos porque aquí descansan nuestros afectos y una parte de la historia de la ciudad", remarcó el Intendente.

Recuperación artesanal

Sobre la intervención en el Oratorio, José Corral manifestó que "se trata de un patrimonio y por eso su recuperación se hizo con las técnicas adecuadas, fue un trabajo muy artesanal. Los profesionales les enseñaron a los jóvenes que están aprendiendo, algo que en momentos de dificultad nos parece muy importante porque esto es no solo brindar oportunidades de trabajo sino también capacitación".

Francisco Aquino, es uno de los trabajadores municipales que conformó el grupo que intervino este lugar del cementerio local. En representación del resto de los compañeros contó: "Comenzamos unos 20, entre hombres y mujeres; y también se fueron sumando otros de cooperativas, y de las Escuelas de Trabajo".

Al dar detalles sobre la intervención, Francisco contó: "Hicimos trabajos de albañilería, todo lo relacionado con la construcción, recuperación y la colocación de los mármoles. Las mujeres colaboraban y ellas hicieron los trabajos de pintura y mantenimiento. Todo fue muy artesanal".

Luego agregó: "Estaba muy deteriorado el lugar y llevó mucho tiempo, sobre todo por los detalles y los dibujos que hubo que hacerlo todo a mano y muy artesanalmente. Estamos muy contentos por los resultados del trabajo y es un orgullo haber trabajado en esto tan importante para los santafesinos. Satisfechos y muy contentos con todos los compañeros por lo logrado".

Descripción general

El oratorio municipal está considerado como una obra de patrimonio histórico de la ciudad, y fue proyectado conjuntamente al desarrollo del Cementerio Municipal, en 1905. Se encuentra ubicado en el centro del mismo y sobre la intersección de las dos calles principales de la necrópolis.

El estado general del exterior como del interior del edificio se encontraba seriamente comprometido desde el punto de vista estético, además de un conjunto notable de patologías estructurales que ayudaban al decaimiento del estado edilicio general.

Dentro de las afectaciones más evidentes que existían se pueden mencionar: corrosión de elementos estructurales metálicos, desprendimiento de revoques y ornatos, humedades tanto ascendentes como debidas a filtraciones, cuadros de fisuración, colonización vegetal, superposición indebida de capas de pintura, envejecimiento de pisos, fisuras y desplazamiento en mármoles y elementos decorativos faltantes o deteriorados.

En este sentido y luego de una evaluación general, las obras que se concretaron fueron: impermeabilización de la cubierta de la galería; restauración y reposición de maderas en aberturas; reposición de vidrios; limpieza, reposición de piezas y pulido de la cúpula; ejecución de conductos de ventilación en muros; reemplazo del sistema pluvial; hidrolavado y reconstrucción de velado de revoques.

Además, se le dio un tratamiento de la corrosión en perfiles de las columnas; reproducción de columnas mediante previa toma de moldes; reconstrucción de escalinatas de mármol; conservación de pisos interiores; colocación de pisos exteriores; pintura interior completa; tratamiento impermeabilizante exterior; iluminación general y acondicionamiento eléctrico; reposición de thujas faltantes y césped.
Triple fuga: condenaron a los hermanos Lanatta y Schillaci a siete años y medio de prisión